A mediados de la época de los sesenta el mundo del rock dio la bienvenida a un nuevo género: el rock psicodélico. Este sonido inspirado por la cultura psicodélica que los llamados “hippies” trajeron al mundo, intentaba potenciar las sensaciones que las drogas como el LSD provocaban en la mente.

El rock psicodélico, característico por ser más temerario que sus precedentes, no dudaba en experimentar nuevas técnicas y efectos en el momento de las grabaciones. Impulsado por bandas como The Beatles, Pink Floyd o Jefferson Airplane, quienes mostraban continuamente que probar con nuevos instrumentos podría llevar a la psicodelia a una mayor escala y aceptación en el mundo.

Woodstock 1969

Aunque no todos son pertenecientes a la misma “rama” de rock psicodélico, sirven como ejemplo del impacto y legado que este nuevo género estaba escribiendo en la historia de la música contemporánea. Es así como el Verano del Amor y el Festival Woodstock marcaron un antes y un después en lo que a eventos masivos se refería, el rock psicodélico pasó a ser no solo una tendencia pero un sonido que llegó para quedarse.

Podría pensarse que la onda hippie ha pasado de moda, que nadie más pregona la paz y el amor y quizás sea correcto, pero la psicodelia ha evolucionado y dado paso a muchas variantes.

Durante los noventas se pudo presenciar aunque con menos fuerza (o menos popularidad) la escencia de este estilo con el ahora llamado stoner rock quienes tenía como representantes a bandas como Corrosion of Conformity, Electric Wizard, Fu Manchu, Mastodon y Melvins entre otros.

Electric Wizard

El shoegazing, otro derivante del rock psicodélico eliminado de la escena musical por el grunge, tuvo también importantes representantes como My Bloody Valentine, My Dead Girlfriend, Slowdive y The Verve.

Dream pop, psytrance, noise rock, post-rock y doom son solo algunos ejemplos de la evolución del rock psicodélico adaptado a su tiempo y audiencia, siempre con el propósito de llevar o intensificar la experiencia de un viaje psicotrópico hasta el escuchante.

Aquella experiencia de Woodstock terminó y por desgracia ninguna de las ediciones que le siguieron pudo captar la escencia de aquel festival, dando como resultado la actual cancelación de la edición conmemorativa del 50 aniversario.

Pero no todo está perdido, es 2019 y el rock psicodélico está de vuelta trayendo consigo una nueva audiencia, colocándose en la mira de organizadores con deseo de darle una nueva oportunidad a este sonido que en realidad no se fue, sólo evolucionó.

El Festival Hipnosis, presente en nuestro país pretende recuperar la atención de los festivaleros y darles la experiencia que buscan cuando de mezclar la estimulación de los sentidos se trata.

Festival Hipnosis

Las caballerizas de Huixquilucan serán de nuevo el lugar donde diferentes bandas aprendices y veteranas entusiastas del rock psicodélico convergen y ofrecen a sus escuchas una experiencia que ningún otro evento del país tiene actualmente como propuesta.

La cita es el próximo 26 de octubre, Stereolab, Electric Wizard, Sei Still son algunas de las bandas ya confirmadas, el festival aún tiene sospresas por anunciar. Si lo tuyo es asistir a un evento en un recinto alejado de la ciudad y su caos, escuchando algo de rock psicodélico en medio del bosque, Hipnosis podría ser el festival que estás buscando.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here